• Marcos Carrillo #37 Col Vista Alegre C.P 06860 Del. Cuauhtemoc, CDMX
  • 55 7574 5507 y 55 5741 5622
  • Marcos Carrillo #37 Col Vista Alegre C.P 06860 Del. Cuauhtemoc, CDMX
  • 55 7574 5507 y 55 5741 5622

PIDE CONAPROCAFÉ AL GOBIERNO NO ENTERRAR A PEQUEÑOS CAFETICULTORES

Veracruz, Veracruz, 11 de febrero 2019.-

En conferencia de prensa, 10 organizaciones campesinas, entre ellas, la CIOAC “José Dolores López Domínguez”, agrupadas en la Coalición Nacional de Organizaciones de Productores de Café (CONAPROCAFE) pidieron al gobierno mexicano no otorgar ningún beneficio a la empresa Nestlé para la puesta en marcha de la planta en el estado de Veracruz, luego de que ésta utiliza grano robusta y no Arábigo.

Javier Galván, coordinador de CONAPROCAFE, explicó que este tipo de grano que utiliza la trasnacional es más barato y daña las superficies de siembra para café de mejor calidad.

Informó que los cafés Robusta son cultivados a cielo abierto, lo cual implicará mayor riesgo de contraer enfermedades como la roya y por supuesto será necesario aplicar agroquímicos para prevenir y controlar este tipo de enfermedades.

Detalló que las hectáreas que se siembra de café robusta es el 7 por ciento de la superficie total, pero con la demanda los obligaría a cambiar el cultivo y abarataría los costos.

Libertad López Barrios, secretaria de desarrollo productivo de la CIOAC JDLD, precisó que el gobierno debe realizar una investigación a fondo, a fin de conocer el impacto social y agroecológico que puede traer la puesta en marcha de esta planta, pues no solo va enterrar a los pequeños productores de la región si no que va alterar todo el ecosistema.

Por su parte, Juan de Dios Escalante, secretario de formación política de la organización campesina, reiteró que no están en contra de la inversión y el progreso. «Pedimos que se realice un análisis de los pro y contra de instalar la planta en Veracruz. Lo que nosotros exigimos es la defensa de los pequeños productores, no la explotación”.

El café es una de las siete ramas de la agricultura definidas como estratégicas. Hasta hace algunos años era el principal producto agrícola de exportación, aportaba alrededor de 900 millones de dólares en divisas y se producían más de 6 millones de sacos de 60 kilogramos.

Los integrantes de CONAPROCAFE, advirtieron que la producción de Robustas no es una buena opción, pues la alta productividad de las nuevas variedades clonadas conlleva al camino de la dependencia de los productores a las plantas in vitro e incrementa las ansias de manejo de patentes de vida de las empresas trasnacionales; enterrando a los pequeños cafeticultores.

Advirtieron que la propuesta de incorporar 80 mil hectáreas al cultivo de café Robusta con variedades de alto rendimiento arrojaría una producción adicional de 4.0 millones de quintales lo que conjuntamente, con lo que ya se produce estarían produciendo, 50 por ciento arábicas y 50 por ciento Robustas y más de 9 millones de quintales lo que nos haría perder nuestro lugar como productor de café de alta calidad, que ha costado mucho esfuerzo y dinero a los productores construir.

Por lo que exigen al gobierno no apoyar con recursos fiscales ni de otra índole el incremento de la producción de café Robusta por su alto perjuicio al mercado interno y externo; y por consiguiente el deterioro de la economía de las familias cafetaleras mexicana, por su impacto negativo al medio ambiente.

De igual manera, solicitan al gobierno federal generar las condiciones que permitan a los productores de café obtener un precio que cubra el costo anual de producción más una ganancia razonable.

Además de las condiciones programáticas y con recursos crediticios y fiscales para que los productores tengan la posibilidad de ascender en la escala de valor y vender su café en taza directamente a los consumidores sin intermediarios.

Fortalecer la incorporación de los cafés mexicanos en los nichos de mercado de cafés especiales, en los cuales, se está ganando prestigio con esfuerzo de pequeños productores.

Y por último, promover apoyos a las mujeres cafetaleras para fortalecer su emprendimiento a través de talleres de capacitación.

Desde diciembre pasado la trasnacional de origen suizo anunció al gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador una inversión inicial de 154 millones de dólares; es decir, 3 mil millones de pesos para la planta de Veracruz, que se convierte en la número 18, desde  que Nestlé inició operaciones en nuestro país en 1935.

 

 

Leave A Comment

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.